Una de las áreas con mayor actividad económica en la Ciudad de Guatemala sin duda es el Centro Histórico. Tomando en cuenta que es el lugar donde se encuentra el núcleo ejecutivo y legislativo del país; ha sido por más de 200 años el eje del desarrollo económico.

Redacción Revista Win

Desde la revitalización de la sexta avenida en 2010, renombrándola como Paseo de La Sexta, se logró obtener una expectativa bastante positiva del aumento de comercios y empresas que se abrieron paso en el Centro Histórico. Principalmente propuestas gastronómicas, bares y cafés fueron quienes abrieron brecha en este nuevo espacio. El boom del Paseo de La Sexta fue sólido, aunque no perdurable, ya que decayó en tendencia, al menos esa es la percepción que denotaron los negocios que cerraron y dejaron pie a negocios más masivos, como tiendas low cost de ropa y electrodomésticos.

El Centro Histórico de Ciudad de Guatemala tiene todo para ser explotado en favor del incremento turístico, en especial el extranjero. Cuenta con una catedral que data de 1780, la cual es rodeada por el Palacio Nacional de la Cultura, el parque centenario y un mercado de artesanías. Unas 24 iglesias más esparcidas por sus 20 calles, parques históricos, museos, casas de arte, la misma sexta avenida que ofrece comercio y restaurantes; así como una propuesta un tanto “arriesgada” de bares nocturnos. Sin dejar de mencionar el bastante funcional transporte público (Transmetro).

 Fachada del edificio Engel, en la sexta avenida del Centro Histórico. // Fotografía: Cortesía – Eduardo Góngora

La revitalización de los edificios y adaptaciones de vivienda también crece, aunque muy a marchas forzadas, ya que vivir en el Centro Histórico puede sonar muy fabuloso, hasta que no sea mínimamente apto para acoger a una generación exigente y con quizá ingresos moderados. La revitalización del edifico Engel y Centro Vivo, por ejemplo, empezó a atraer la atención de una nueva clase de negocios más “disruptivos”.

Hector Carrillo cofundador de Mister Barber Shops. // Fotografía: Revista Win

Los emprendedores le apuestan al área, a pesar de contar con contrariedades como delincuencia y abandono. Vemos cómo florecen negocios que apuestan por un segmento más minucioso, como Mister Barber Shops, una de las cadenas de barberías premium con mayor crecimiento en Guatemala, que abrió una de sus sucursales en Centro Vivo en el año 2017, “Me considero una persona muy nacionalista, así que no podía faltar Mister Barber Shops en el corazón histórico de la ciudad; incluso podría decir que es mi favorita por el lugar en el que se encuentra”. Comenta Hector Carrillo cofundador de Mister Barber Shops.

Asimismo, la llegada de Los Tres Tiempos, una propuesta gastronómica que se estableció en la Antigua Guatemala en 2014 con mucho éxito y que a su llegada a la azotea del edifico Centro Vivo en el 2018 logró simular su anterior aceptación del mercado.

Pablo Vásquez, cofundador de Los Tres Tiempos comenta: “En cuanto decidimos abrir en zona 1, muchos me dijeron que estaba loco, pero le aposté al área porque vi cómo varios desarrolladores empezaban a invertir en revitalizar los espacios. Poco a poco gente joven como arquitectos, diseñadores y artistas, empezaron a mudarse a la zona; y se estimuló al ecosistema que se empezaba a formar aquí”.

Pablo Velasquez, cofundador de Los Tres Tiempos en la azotea del edificio Centro Vivo, en el Centro Histórico en Ciudad Guate. / Fotografía: Revista Win

Quizás uno de los principales desafíos por enfrentar es la delincuencia, ya que la zona 1, lamentablemente es asimilada como peligrosa. Muchos de los proyectos inmobiliarios están activados en plataformas como Airbnb, lo cual permite el acceso a turistas, más no garantiza una recepción integral. “Definitivamente hay que invertir en hotelería y espacios peatonales, donde los restaurantes y cafés puedan utilizar las áreas libres para colocar mesas, como en cualquier lugar del mundo. Por supuesto que la seguridad es clave para aumentar el flujo del turismo en el Centro Histórico”, puntualiza Pablo Vásquez.

Negocios nuevos, algunos otros con mucha historia, como es el caso de Frankfurt, un pequeño local que fue abierto al público en 1930 y que fue donde se inventó la famosa “mixta”, la cual es toda una tradición chapina.

Édgar Asturias, dirige un negocio de 90 años que nació en el corazón del Centro Histórico: Frankfurt. // Fotografía: Revista Win

Los esfuerzos, por más mínimos que parezcan, suman para que podamos acelerar un desarrollo exponencial de nuestro Centro Histórico.

Deja tu comentario

Artículos Relacionados